lunes, 28 de junio de 2010

ETERNO DESPECHO



Ay! Cuanto daño nos sigue haciendo esto de los amores. Así es y así será. El amor de otros es lo único que no podemos controlar, que no depende de nosotros y, sin embargo, cuanto lo necesitamos… o… eso creía yo.

Eso creía yo hasta que me he ido adentrando un poco más en la vida moderna, cosa la cual me está costando de sobremanera pues no sabía que estuviera yo tan anticuada. Conforme más me relaciono más compruebo la cantidad de duelos y despechos mal curados que se suceden sin parar en las vidas de mis coetáneos.

De esta manera todos nos mantenemos heridos, asustados y dubitativos buscando la seguridad del manto protector de amores instantáneos, fáciles, rápidos y de corta duración lo que los convierte en superficiales y de rápida absorción. Como si el verdadero amor ya no nos importara, como si todo pudiera ser controlable y tuviéramos establecidas una serie de normas no escritas mediante las cuales hoy en día amar de verdad y con compromiso sólo sea cosa de unos cuantos anticuados y aburridos.

Una pena porque el tiempo pasa para todos y me temo que mi generación pasará por ser una eterna despechada.

viernes, 25 de junio de 2010

SONAR 2010

Tuve la buena idea de hacerme fan de Sigur Rós a través del facebook lo cual me llevó a conocer desde el primer momento el proyecto en solitario de su líder Jonsi. Su disco me encantó y, lista de mí, se me ocurrió indagar en su página web los lugares que iba a visitar con motivo de su gira de presentación y allí encontré la noticia, como un sueño: Jonsi no sólo sí tocaría en España si no que además lo haría en el Sonar, festival que hace mis delicias.

Allí me dirigí y allí llegué justo a tiempo, nada más pisar el lugar comenzó un maravilloso concierto lleno de sensibilidad. Una jornada plagada de emoción con un sonido excelente, bellísima escenografía y absoluta entrega de los músicos situados en media luna, como los de verdad.

El amigo Jonsi resulta parco en palabras pero no necesita más que lo que entrega, porque se entrega mucho el muchacho. Para nada tiene aires de rock star porque no le hace falta, sólo con esa música y su encantadora voz, hace la veces de flautista de Amelin y nos transporta a todos a un mundo mágico de belleza en estado puro.

Terminada la dulce jornada islandesa fui meneando este pens-cuerpo por cada uno de los escenarios distribuidos por la Fira que, al igual del año pasado, me sorprendieron por su tamaño, sonido y excelentísima organización. Es el sueño de los festivales: poca cola para pedir, poca cola en los baños que están razonablemente limpios y ¡con papel! Cosa que las féminas agradecemos especialmente.

Después de Jonsi, lo más reseñable de la jornada fue el éxodo masivo que se produjo a las tres de la madrugada en dirección al escenario principal donde se emplazaba la cita con los Chemical Brothers que nos hicieron bailar y alucinar con un espectáculo electrónico hasta la saciedad, imagen y sonido de vanguardia que me obligaron a abandonar por un ratito el confortable rincón del fondo del local para adentrarme en las cavernas de las primeras filas sólo por absorber cual vampira la energía que desprendían las miles de personas que bailaban en un frenesí casi poético.

Y así, con las piernas adoloridas y una plácida sonrisa de esas que dejan entrever el placer de una jornada bien aprovechada, regresé a la dulce morada que me proporcionaba un fiel amigo.

Asomada a la ventana, mientras las primeras luces de la noche se apagaban, me prometí que no dejaría de amar la música como una de las piezas más grandes del puzle de mi amor por todas las cosas bellas.

miércoles, 16 de junio de 2010

SOLA POR LA VIDA

¿Preguntar ofende?: a veces sí, a veces no. Pero cuando dos veces de dos, te preguntan lo mismo y en los mismos términos…

- Porque, ¿tú estás sola, no?
- Me preguntas si estoy soltera
- Sí, ¿esto es para tí sola?
- Sí, para mí sola
- Ah! Es que “sola por la vida”…

ARRRGGGGG!!!! La soltería tiene un precio, señoras y señores ¡la soltería es cara, muy cara!. Pero ¿saben qué?... una imagen vale por mil palabras:



¡AHÍ QUEDA ESO!

martes, 15 de junio de 2010

Go do

Y lo haré!












Go sing, too loud
Make your voice break- Sing it out
Go scream, do shout
Make an earthquake...

You wish fire would die and turn colder
You wish young eyes could see you grow older
We should always know that we can do anything

Go drum, too proud
Make your hands ache - Play it out
Go march through crowds
Make your day break...

You wish silence released noisy drummers
You wish white noise surrendered to summers
We should always know that we can do everything

Go do, you'll know how to
Just let yourself, fall into landslide

Go do, you'll know how to
Just let yourself, give into flood tide

Go do!

Tie strings to clouds
Make your own lake - Let it flow
Throw seeds to sprout
Make your own break - Let them grow

Let them grow (Endless summers)
Let them grow (Endless summers)

(Go do endless summers)

You wish surprise would never stop wonders
You wish sunrise would never fall under

You wish surprise would never stop wonders
You wish sunrise would never fall under
We should always know that we can do anything

Go do!

lunes, 14 de junio de 2010

EL ROTONDAZO



Mientras pensaba que había mucho tráfico y que las rotondas en Güeskonsin son un punto negro, decidí acceder a la rotonda por el carril derecho pues tenía que coger la segunda salida y así me evitaría cambios de carril y peligros innecesarios, dejé la primera salida y cuando ya casi me veía a salvo a punto de enfilar mi desvío noté el golpe en mi lado izquierdo y con un gesto automático frené y pulsé las luces de emergencia.

Una vez detenida, en otro extraño gesto automático me coloqué el chaleco reflectante antes de salir del coche, a duras penas porque me habían destrozado la puerta del conductor. Cuando por fin puse los pies en el asfalto miré hacia el vehículo que me había golpeado y su conductora que ya estaba fuera del coche me increpó:

- Que horror! Últimamente no hacen más que darme golpes en el coche
- Perdona, me has golpeado tú a mí (contesté)
- Huy! Pero si ha sido culpa tuya, yo iba recta por mi carril para coger el primer desvío
- ¿recta por tu carril en una rotonda? ¿por tu carril interior, cambiando de dirección e invadiendo el carril exterior?
- Uufff, no quiero discutir, mejor llamamos a la policía

Tres cuartos de hora después, llegó la policía municipal que estaba muy ocupada y no tenía disponible la correspondiente unidad de atestados, así que amablemente nos escoltaron hasta el cuartel municipal donde nos comunicaron que tendríamos que esperar unas tres horas porque estaban atendiendo otro caso. Se nos presentó el agente al mando para explicarnos cómo se rellenaba el parte amistoso, mi compañera rotondera contestó:

- Pero mire usted señor agente, yo iba por la rotonda tranquilamente y ella se me puso en medio

El agente me preguntó:
- ¿iba usted por el carril interior?
- No señor, yo iba por el carril exterior para salir en el siguiente desvío cuando noté el golpe

Tanto el agente como yo, miramos a la rotondera con sonrisas apacibles para intentar hacerle entender amablemente que estaba errada, la pobre volvió a insistir:

- No, mire señor agente, he hecho estas fotos
- Señorita, disculpe, con estas fotos lo que demuestra es más claramente su culpabilidad. Si desea seguir por esta vía irá usted a juicio, todo se retrasará más y terminará pagando no sólo la reparación del vehículo si no la indemnización que cualquier persona un poco lista le pida por daños y perjuicios. Usted misma.

Intervine rauda:

- Venga mujer, invítame a un café en el bar de enfrente y firmamos los papeles, total para eso tenemos el seguro

Y así, conocí una persona nueva, reparé el golpe de la puerta y algún desperfecto más (aprovechando la ocasión) y mi “silver bullet” reluce como nunca.

A ver si el próximo rotondazo me lo da un morenazo de metro noventa, guapo, culto y forrado… total, por pedir…

miércoles, 9 de junio de 2010

JUGAR AL AZAR


Hace poco me dijeron que las letras de Vetusta Morla eran incomprensibles e incluso me las compararon con El Último de la Fila, cosa que me resultó casi ofensiva (sólo casi). Pero bien, allá cada cual con sus gustos, al fin y al cabo para eso están los colores y las artes: para gustos.

La cuestión es que los señores Morla no parecen tener intención de decir nada concreto en sus letras pero tienen la capacidad de llegar y calar al público entre el cual me cuento. Incluso me atrevería a definir sus letras como “literatura abstracta”, es decir, frases sueltas de entre las cuales cada quien puede buscar un significado a conveniencia y gusto. Así, hoy se me ha quedado esta estrofa:

“Dejarse llevar, suena demasiado bien
Jugar al azar
Nunca saber dónde puedes terminar
O empezar”

¿Y a qué viene esto? A lo de siempre, a mi tema favorito: el miedo.

Cuando las circunstancias resultan desfavorables y poco se puede hacer para cambiarlas, sería sano simplemente “dejarse llevar”. El problema es que la incertidumbre acecha en estos casos y pocas sensaciones son tan desagradables al humano como la inseguridad de lo que no depende de sí mismo. Aquí es donde el jugador puede elegir utilizar o no la baraja del miedo pues éste suele ser engañoso, escurridizo y engorroso. Se puede transformar en falso comodín y hacernos perder la partida por no arriesgar en el juego por el miedo a “nunca saber dónde puedes terminar o empezar”.

A lo mejor, si transformáramos ese no saber dónde empieza o termina algo en una oportunidad de mejorar con la comodidad del simple “dejarse llevar” sin miedo, con paciencia y aceptación, la incertidumbre sería más llevadera y nos permitiría tomar decisiones más claras y certeras.

sábado, 5 de junio de 2010

DESBARRADA SIN TÍTULO



Igual que la libertad, considero la razón uno de nuestros bienes más preciados como humanos.

Pero también se me ocurre que quizá un exceso de razón podría hacer un efecto contrario y arrebatarnos otra parte humana que podría sentar una de nuestras bases fundamentales: los sentimientos.

En un mundo que gira tan rápido no hay tiempo de identificar y ni tan siquiera disfrutar de los sentimientos, éstos parecen desdibujarse en la niebla de la cotidianeidad y bajo el manto de protección que puede suponer un exceso de razón.

Será que me contagio de la pesadez reinante, será que me canso de pensar…

martes, 1 de junio de 2010

"PAREN EL MUNDO QUE ME QUIERO BAJAR"



Acertada frase la de Mafalda con quien coincido sólo en esto, porque la sopa me encanta. Que conste.

Cada vez tengo más claro que en la vida las cosas se juntan, igual las desgracias que las alegrías. El mundo gira veloz y muchas veces nos vemos atrapados en su velocidad sin querer y sin ganas. Sin embargo, no queda más remedio que girar con él y atrapar las oportunidades al vuelo aunque no sean previstas y dejar a un lado opciones que no se presentan “con el mejor de sus vestidos”.

Situaciones así abruman y dan auténticas ganas de tener un pedal de freno que lo pare todo, aunque sólo sea para poder coger un poquito de aliento. Sería sensacional que pudiéramos frenar acontecimientos al gusto para poder tomar las decisiones con más calma, desde fuera, con auténtica objetividad pero lamentablemente a veces todo se acelera y precipita dejando sensación de desaliento.

Sería estupendo poder frenar el mundo, “bajarse” de él y poder elegir poco a poco las decisiones que hay que tomar, una detrás de otra. Poder solucionar algo mientras lo demás está quieto, a la espera. Sólo por poder disfrutar un poquito de lo que se hace sin la perturbación de la incertidumbre continua cuando todo está abierto y nada termina de tomar un rumbo definitivo.