jueves, 19 de septiembre de 2013

La capital mundial

Ayer contemplaba las noticias nacionales en el aparato audiovisual cuando una magnífica noticia me sobrecogió por inesperada.  

Inesperada pues es muy extraño que un acontecimiento de este calibre tenga tanta repercusión como para aparecer en las noticias de la noche (que en mi opinión son las más serias y completas del día).  Se trata de un vídeo grabado por los cómicos Álvaro Carmona y Tomás Fuentes cantando las alabanzas a esta Huesca que antes estaba perdida del mapa y ahora es capital mundial…



El vídeo en cuestión debe llevar apenas un par de semanas circulando por los wassaps y correos electrónicos de los oscenses.  Lo que no sabía yo es que también había circulado por el resto del país y que además ha hecho más gracia que el “Murcianico Style” que también tiene lo suyo…



Esto del youtube y otras plataformas para intercambio de vídeos se está convirtiendo en un fenómeno que bien aprovechado da unos resultados magníficos.  Fíjense si nos hemos reído en esta ciudad sólo por culpa de un paso de cebra, eso sí, no es un paso de cebra cualquiera, mide 50m. y tiene 42 líneas ¡como si esto fuera Nueva York!…



Lo cierto es que de un tiempo a estos días, vengo notando un extraño fenómeno en la ciudad: TURISMO.  Si sí, así como se lee: la población de guiris por kilómetro cuadrado en la ciudad ha aumentado considerablemente y el de turistas “de interior” más todavía.  Resulta graciosísimo encontrarse grupos de yayos y yayas con la pañoleta verde de la oficina de información contemplando el casino o la fuente de la plaza Navarra como si de la fontana de Trevi se tratara. 

Por mi parte agradezco a estas plataformas y en especial a quienes saben utilizarlas, el que una mínima ciudad como esta se anime aunque sea un poco y aunque sólo sea durante los fines de semana y vacaciones, que ya está bien a pesar la monstruosa peatonalización de la ciudad que hoy comienza.

miércoles, 11 de septiembre de 2013

Sigur Rós - Ísjaki

El sábado me compré el último de Sigur Rós. 

Empieza oscuro, luego clarea...


miércoles, 4 de septiembre de 2013

Como una cría

Si hay una cosa que echo de menos de la juventud es esa capacidad de sorpresa continua no sólo porque todo sea nuevo, sino también porque una está más predispuesta a disfrutar de las cosas sin prejuicios y sin miedos.


El otro día me ocurrió que durante uno de esos paseos vespertinos míos comencé a tirar fotos con el móvil así sin querer.  No me daba cuenta pero había algo en la atmósfera… algo en el ambiente que parecía querer ser inmortalizado.




Al repasar las fotos me di cuenta de que no era otra cosa más que la luz.  Esa luz de atardecer caduco, vetusto.  Una luz quemada que los campos agostados atraen hacia sí prestando al ambiente un haz de paz, de final, de calma.

Terminé saltando como una cría.  Como si fuera la primera vez que las últimas luces de verano me sorprendieran un día cualquiera de septiembre.