jueves, 26 de enero de 2012

MODERACIÓN SALARIAL



Fíjense ustedes en esta frase: “moderación salarial”. Yo, particularmente, al leerla pienso en políticos y banqueros pero no, señoras y señores, se aprueba la moderación salarial aquí a los ciudadanitos de a pie.

Cuando he escuchado la noticia esta mañana no me he indignado ni enfadado, total, a mí hace mucho tiempo que no me suben el sueldo y sigo saliendo adelante (como se puede, pero adelante que comida no me falta), solamente me he planteado una pregunta : ¿de qué manera contribuye la dichosa moderación salarial a la salida de la crisis?. Y: ¿por qué no se aplicó esta medida al principio y a quienes no fueron en absoluto moderados?.

Digo yo que la solución a un problema de deuda nacional no se arregla disminuyendo las posibilidades de los trabajadores sino mejorándolas, cosa que no se está haciendo en absoluto. Si la gente no tiene trabajo y los pocos que lo tienen viven en la precariedad ¿quién paga los impuestos? ¿cómo se rellenan las arcas nacionales?.

Miedo me da la próxima reforma laboral. Si seguimos el ejemplo de Portugal muy del gusto de nuestra patronal, no sólo nuestros sueldos seguirán medio congelados sino que, además, permaneceremos más tiempo en nuestros puestos de trabajo y disfrutaremos de menos vacaciones. Así, hacia atrás como el cangrejo. Y aquí también se me plantea una pregunta: si lo que nos faltan son puestos de trabajo, significa que hay pocas labores que desarrollar y entonces ¿para qué necesitamos estar más tiempo en el lugar de trabajo?, porque más tiempo no es directamente proporcional a más trabajo efectivo, digo yo.

En fin.

No hay comentarios: