martes, 7 de enero de 2014

Nochevieja


Todos tenemos opiniones distintas sobre la celebración de la nochevieja.  Quien no gusta de ella, prefiere creer que se trata de una fecha sin mayor importancia.

Yo me inclino por pensar que es una noche más pero no una noche cualquiera.  Me da que la cosa va más allá del simple cambio administrativo de fecha pues para mí y el resto de occidentales, guste o no, empieza un nuevo período y de allí que me guste celebrarla con más o menos suntuosidad (que también se puede celebrar con cerveza y tortilla de patata). 

Entonces llega la mañana de año nuevo y las calles vacías invitan al sosiego e incluso al paseo precedido por los vehículos de limpieza de la ciudad.  Algún rezagado almuerza antes de ir a dormir y alguna madrugadora deambula hacia el kiosco a por el primer periódico del año…


No.  No es una noche cualquiera.

1 comentario:

miguel ángel salinas gilabert dijo...

Para mí el año empieza siempre en septiembre...