jueves, 2 de julio de 2009

FESTIVALES, RÍOS Y BODAS

¿Por qué demonios las musas me han abandonado? ¿acaso piensan que “pensboyfriend” puede reemplazarlas? Mucho me temo que se equivocan, porque él inspirarme me inspira, pero otras cosas que mejor no escribo aquí no vaya a venir la censura y se produzca el primer cierre de un blog por cosa de escándalo público.

Total, que ando ocupadísima últimamente y no me da tiempo de divagar como antaño, pero haré un esfuerzo y resumiré mis andanzas veraniegas que no son pocas, a saber:

1º) He descubierto que hacer Rafting no es para tanto. Total que te meten en una barca hinchable (parecida a las que utilizan mis sobrinas en Salou), te dan un remo, te ponen un casco, un traje de neopreno y ¡ala! “tira-pa-bajo”. Bah! después de bajar el Gállego creo que ya estoy preparada para hacer una auténtica bajada por el Cañón de Colorado o similar, nombraría ríos súper caudalosos pero me parece que en el Ebro no ofrecen este tipo de actividades. Una pena, oiga.



2º) Soy una “festivalera”. Lo admito, no tengo fin. Bueno, en realidad sí tengo fin, pero porque había que trabajar. Sólo diré que el Sonar no me defraudó en absoluto. El sonido magnífico y la organización se merece un diez sobradísimo.


3º) Los jueces del Registro Civil son unos cachondos. O al menos lo es el que, el viernes pasado, casó a “penssister” con “pensbestfriend”. Desde luego un momento importante en la vida de una es la boda de una hermana, pero si la tía va y se casa con tu mejor amigo, pues la cosa toma un matiz la mar de especial. Lo mejor del día, por descontado, el juez que casi nos hace salir corriendo a todos con frases del tipo “vosotros venís por amor pero no os preocupéis que ahora mismo os quito yo las ganas…”. La comida muy buena, muy abundante y muy bien de sal. Los invitados guapísimos y escasísimos, como a mí me gusta, sólo los importantes.

Y esto sólo para dar entrada al verano, debería darme vergüenza pasarlo tan bien, pero, mire usted, que no, que no me da ninguna.

2 comentarios:

Rebeca dijo...

ja, ja ¡vergüenza de qué! ¡tú disfruta y disfruta este veranito!
Tienes razón el rafting no es para tanto, yo casi muero ahogada en el Noguerra Pallaresa.

anselmo dijo...

Tu a pasarlo bien. La inspiración es como las ganas de comer...ya te vendrá cuando llegue la hora