jueves, 15 de septiembre de 2011

EL VALOR DEL AUTOCONOCIMIENTO


Se asocia el concepto de la autoestima únicamente con la imagen que nos devuelve nuestro espejo interior de nosotros mismos. Pero hay que pensar que cada uno de nosotros somos un todo compuesto de muchas parcelas vitales que suman la totalidad del concepto que tenemos de nosotros mismos.

Se me ocurre que, para mantener un nivel de autoestima óptimo, la base fundamental es el auto-conocimiento de todas y cada una de las parcelas de que nos componemos. Y atención, cuando hablo de auto-conocimiento hablo sólo del principio de un estudio y aprendizaje muy profundo.

Conocerse a uno mismo no es cosa tonta, es cosa más bien harto complicada porque resulta difícil admitirse en el error o en el disgusto, pues una parte importante de la autoestima es la aceptación de aquello que no gusta de uno mismo y su aceptación ante la imposibilidad de cambio.

A través de auto-conocimiento podemos descubrir no sólo nuestras virtudes sino también nuestros defectos, pero no quedarnos allí, podemos descubrir cuáles son las causas de nuestros defectos y los orígenes de nuestras virtudes. Utilizar estos conocimientos como herramientas de trabajo nos puede ayudar en el camino de la aceptación de uno mismo y por lo tanto, de una autoestima plena.

Cuando uno es capaz de reconocer y aceptar sus propias deficiencias, tiene más capacidad de decisión. Uno puede elegir con más tino lo que es mejor o peor para sí mismo.   Basando las dicisiones en un conocimiento profundo de las propias posibilidades ya sea al emprender (o no) un proyecto, cambiar de vivienda o romper una relación.

También conociéndose bien puede uno darse a conocer. Una persona que sabe bien de sí misma tendrá mayor capacidad de abrirse o cerrarse al exterior sin miedo y con la conciencia de entregarse o negarse únicamente a aquellos que realmente lo merezcan.

El autoconocimiento es una herramienta fundamental cuando se trata de "salir adelante" en la vida.

Palabra de Pensadora.

1 comentario:

Rebeca dijo...

Palabras de Pensadora! realmente el autoconomiento y la aceptación son básicos, aunque pocas veces aceptamos nuestra parte negativa y tratamos de mejorarla, todo esto implica una gran madurez mental y el saber avanzar por la vida con seguridad.