jueves, 5 de marzo de 2009

LAS PERIPECIAS DEL MONJE DE SAN JULIÁN

En las inmediaciones de la Sierra de Gratal y naciendo de sus faldas se encuentra un hermoso barranco: Las Gorgas de San Julián de Lierta.

Dice la leyenda que en la hermita situada en este paraje vivió un monje que se alimentaba únicamente de las hierbas que crecían en esos montes, además de algún huevo y carne de las gallinas que por ahí había. Un día, un águila hambrienta osó atrapar una de éstas clavándole sus garras y huyendo velozmente al vuelo por entre las gargantas del barranco. El monje, enojado por la pérdida de una de sus principales fuentes de alimento, le rezó a San Julián para que el águila se convirtiera en piedra. Así ocurrió depositándose junto a la hermita una roca que recuerda la figura de la hermosa ave.

Y leyenda es, porque prometo que el domingo fijé mis ojos todo alrededor de la hermita y no vi nada que se pareciese a ninguna rapaz.

Reseñar que la excursión a Las Gorgas de San Julián y su hermita es una de las más transitadas por los habitantes de Lierta, Arascués y, como no podía ser de otra manera, de mi Güeskonsin querida del alma. Aquí un par de fotitos de las pintas que sacaba la zona el pasado domingo, que amaneció nublado y lluvioso:

Las vistas desde la senda de acceso a las gorgas.


El interior de las gorgas es espectacular.

A la derecha y bajo las paredes de roca se emplaza la hermita, no había suficiente luz para hacer una buena foto.

5 comentarios:

Rebeca dijo...

Como siempre precioso ¡pero qué frío! me quedo con las ganas de ver la roca con forma de águila, lástima que sólo sea leyenda, aunque creo que todas las leyendas tienen un punto de verdad.

Vantysch dijo...

Pero qué bonito es Aragón :D Me gusta conocer estos sitios gracias a ti. Algún día nos animaremos a ir (ya puedo hablar en plural jeje).

Un beso enorme guapísima

PENSADORA dijo...

No tanto frío REBECA, llovía y estaba gris pero no hacía frío, también como iba caminando a toda velocidad, más bien sudé.

HOLA VAN!!! ya os podéis venir cuando queráis que yo bien a gusto os enseño cosas bonitas, que aquí las hay a montones.

Salu2 a los 2.

El Pez Martillo dijo...

La montaña, si está nublada, es mucho más espectacular. Así lo muestran las fotos que has puesto.

Por cierto, me ha llamado la atención la palabra "gorgas", muy similar a la mallorquina "gorgs", también referidos a barrancos, poza, torrenteras y demás sitios profundos con aguas.

PENSADORA dijo...

Querido Pez: muchos de los dialectos aragoneses se parecen mucho al catalán, algunos se mezclan con el francés y otros parecen castellano antigüo.

Por poner un ejemplo, cerca de la estación de esquí de "formigal"(hormiguero), existe un pico que se llama peña "foratata" (agujereada) y allá tenéis "Sa foradada" que no es otra cosa que una peña con un agujero ¿no?.

Sin embargo aquí, las gorgas son gargantas, pero por ejemplo las pozas se llaman badinas... en fin... la riqueza lingüistica de este país... es lo que tiene!.

Por eso digo, que si se me habla despacito, entiendo el malloquí, porque hay muchas palabras que se parecen al aragonés, idioma que por cierto, no existe en realidad. No te creas nada si te hablan de la "fabla" (habla) aragonesa.

Salud y orujo que no falten!