sábado, 4 de abril de 2009

¿MACHISMO?, NO: NATURALIDAD


"En el día de hoy he recibido la siguiente solicitud formal por parte de uno de mis mecánicos más veteranos: “Sería de agradecer que nuestra Jefa de Postventa se digne a utilizar minifalda alguna vez en lugar de pretender animarnos siempre con los vaqueros ajustados que ya los tenemos muy vistos”.

Hace un momento acabo de redactar y entregar el siguiente comunicado interno: “La Jefa de Postventa se compromete a utilizar minifalda una vez al mes si los mecánicos más jóvenes se quitan la camiseta en su presencia”."

Los párrafos anteriores son una invención no muy lejos de la realidad, pues por suerte, en el taller que dirijo intento mantener un ambiente distendido entendiendo que la presencia de una mujer joven en un mundo históricamente machista como el de la postventa del automóvil puede “sobrecargar” el ánimo de los más veteranos.

En realidad sí siento algo de incomodidad cuando mi presencia en el taller levanta algún “cuchicheo” que a veces consigo descifrar y que suele ir referido a alguna de las prendas que visto, bueno, sobre todo a su relleno. Podría resultarme molesto o pensar que son un atajo de machistas, pero la realidad es que a cambio muchas veces pienso que ellos mismos también están guapos cuando en verano les hago ponerse el uniforme estival que les deja esos brazos fuertes de “machotes curtidos” al aire.

¿Machismo? ¿Feminismo?, no, simplemente somos naturales y que así siga siendo, dentro del mismo respeto que hasta ahora.

6 comentarios:

Rebeca dijo...

Lo cierto es que todo depende de como te suelten las cosas, mientras prime el respeto ningún problema.

Yo ayer me fui a comprar me cruce con dos individuos y empezaron a decir: "¡pero qué guapa, qué guapa!" y bueno eso inflo en un milisegundo mi ego femenino hasta el 110, así que....¡que sigan los piropos!

El Pez Martillo dijo...

Por muy profesionales que seamos, no dejamos de ser hombres y mujeres, y ya se sabe, la cabra tira al monte...

Y qué quieres que te diga, aunque uno intente estar serio y formal en el trabajo, no hay que dejar pasar la oportunidad de asomarse a algún escote, o disfrutar del contoneo de las compañeras, e incluso de tirarles algún tejo (sin dejar de lado el trabajo, por supuesto, que es para lo que nos pagan). Y me consta que mis compañeras también lo hacen, que algún que otro piropo me ha caído alguna vez...

Laura dijo...

Pues claro, tienes toda la razón. Mirar o piropear a alguien que nos guste no tiene nada de machista ni de feminista. Yo pienso seguir mirando.
Me encanta la foto.
Besos.

PENSADORA dijo...

Ya veo que me entendéis perfectamente... ¡mola!.

Saludos varios a l@s tres!

El Titanic, también se hundió dijo...

madre miaaaa... como te vean los alemanes utilizar el nombre de dios en vano!!!....
por cierto... me gusta mucho la foto!!! jaja... y te reconozco el merito del trabajo que haces... ahora falta que en las clases de formación profesional se apunten más chicas para tener buenas "mecanicas" tambien.

anselmo dijo...

Las hormonas son así de traicioneras XD
Un saludo